.....................Boxing on the VIN Blog boxing on the VIN blog: Miguel Angel Páez: es verdad - no perdió.

Miguel Angel Páez: es verdad - no perdió.

Miguel Angel Páez


No se puede mostrar la imagen “http://img168.imageshack.us/img168/2805/paezrm9.png” porque contiene errores.
Debe ser que su rincón -por las dudas-
nunca llevaba toallas.
Páez, luego de la pelea ante Joe Bugner


El crucero-pesado marplatense Miguel Angel Páez, es un "pedazo medio pesado de historia." De la historia de nuestro boxeo argentino más exactamente. Fue rival del "Cacique de Bragado," Andrés Antonio Selpa, aunque éste era más un mediano, en una suerte de Hamlet u obra clásica de entrecasa, que a fuerza de innumerables pedidos de bises tuvo que ser reiterada en nada menos que 7 oportunidades.

El 14 de agosto de 1965 Páez le ganó por puntos en doce rounds a José Menno en Mar del Plata y obtuvo el título semipesado de la FAB que había quedado vacante. Lo cedería por puntos ante Selpa el 4 de diciembre de ese mismo año, y lo volvería a reconquistar el 16 de septiembre de 1967, otra vez ante Selpa, otra vez por puntos en 12 asaltos y en su ciudad, Mar del Plata.

En distintas otras épocas tuvo también asuntos casi personales y poco brillantes, de toma y daca, con Anibal Córdoba (5 cruces) o Marcelo Garnica (3), y aveces tuvo enfrente "socios" en el negocio más grande y floreciente de las divisionales Pesado o Medio Pesado argentinas -el que se extiende desde y hasta mediados de los años sesenta y setenta (*)- en pequeñas sagas y mayores odiseas como las de Héctor Corletti que fue vencedor de Chuvalo (3) Gregorio Manuel Peralta(3), Ramón Avenamar Peralta(3) o el mismísimo Ringo Bonavena(1).


(*) En 1968, durante cuatro meses consecutivos, la revista Boxing Illustrated, de Nueva York, NY, EUA, entonces la segunda del mundo en importancia e influencia detrás de The Ring, tuvo entre los diez mejores pesos pesados del mundo a cuatro argentinos: Oscar Bonavena, Eduardo Corletti, Goyo Peralta y Miguel Páez.
Un día se fue al exterior. En companía de su mánager Hector Bipilato partió para probar fortuna en horizontes lejanos para su época, y trajinó casi siempre con las manos vacías de resultados, pero aún así, con el prestigio en alza.

Para poder lograrlo, su imagen deportiva tuvo que deshacerse de algunos antiguos lastres, como aquel controvertido (simulado) triunfo con descalificación por golpe bajo que le arrebató a Ringo Bonavena en el Luna Park, endilgándole entonces el mote de boxeador "sucio" (y del que Ringo todavía se estaría quejando si anduviera entre nosotros).

Asi, consiguió remontar vuelo con desempeños notables, que superan holgadamente a la ausencia de reconocimiento que padece por nuestros días. Un ejemplo de esa trascendencia es -paradójicamente- su caída, la más célebre, cediendo enormes ventajas de envergadura y potencia, ante el formidable campeón olímpico y del mundo (estaba a un paso de serlo) George Foreman en 1972.

Un "Big" George más poderoso que nunca. Más desarrollado que el que se viera en la pelea con "Goyo" Peralta, y cuya excelencia atlética se vería alcanzando cumbres ante Joe Frazier en 1973, Ken Norton y Alí en 1974, Ron Lyle y nuevamente Frazier en 1976.
Completa
Auditorium de Oakland, Ca., Estados Unidos
Título Panamericano de Peso Pesado
11-mayo-1972

Miguel A. Páez vs George Foreman
(68 Mb)


No se puede mostrar la imagen “http://tbn0.google.com/images?q=tbn:J8QD4JcShfo3zM:http://www.fabox.com.ar/mapaez.jpg” porque contiene errores.
"¡Yo empaté con ese monstruo de George Foreman! Sí, porque el primer round lo gané yo, pero reconozco que el segundo lo perdí" – Miguel Ángel Páez


No se puede mostrar la imagen “http://www.antekprizering.com/foreman1974pic.jpeg” porque contiene errores.



En diciembre de 1970 había subido al ring del Royal Albert Hall de Kensington -Londres contra Joe Bugner, que lo noqueó en tres rounds, luego hizo 5 rounds de exhibición con Muhammad Alí en Buenos Aires, el 6 de Noviembre de 1971. Con un empate y un triunfo hizo 2 peleas ante el brasileño Vasco Fautino en Italia. En 1973 hizo dos combates en Italia, luego dos más en Francia, sendas victorias y derrotas por puntos. Una más en Italia, otra en Alemania, con Avenamar Peralta y luego vendría el despojo de su título FAB, con lo cual estuvo itinerando por Sudáfrica, para pelear y caer noqueado por Mike Schutte. En 1976 tendría 3 combates: Tony Moore en Rímini (empate), Cristian Poncelet (al que le gano por KO2) en Francia y ante Domingo Silveira en Montevideo. Esa sería su última excursión.

En el balance, de 12 encuentros "fuera de casa" ganaría 3, perdería 7 y empataría en 2 ocasiones. Seguiría su senda rentada en el campo local durante cuatro años más, hasta 1980 en el umbral de sus cuarenta años de edad. De aquellos otros grandes de su generación, Goyo Peralta y Corletti estaban retirados desde 1973, Ringo se había ido de gira por el cielo en 1976 y el Gran George Foreman no peleaba desde 1977.

El Gran George seguiría "auto-retirado" hasta 1987 en que volvería para hilvanar "apenas" la impresionante cifra de 18 nocauts consecutivos, serie que se completaría con 23 nocauts sobre 24 triunfos, antes de volver a perder (no perdía desde Jimmy Young en 1977) frente al múltiple campeón Evander Holyfield.

Aún así, se las entendería con la vida y los guantes de boxeo todavía por más tiempo, el suficiente como para volver al campeonato del mundo en 1993, a los 44 años, ante Tommy Morrison por nocaut y continuar reinando hasta sus 48 años, en 1997, cuando se alejó "por última vez" al caer ante Shannon Briggs en 12 rounds.

Está claro que la sola comparación de Páez -en nada decepcionante- con un gigante del boxeo de la jerarquía de George Foreman, aún perdiendo esa pelea por un nocaut en 2 rounds, resulta un triunfo inmaculable de todas formas. El triunfo de una época y de una forma de sentir y afrontar el boxeo, que ocurrió en nuestro medio, no hace mucho. Ni siquiera para la memoria de las generaciones que lo ignoran por completo.






2 comentarios:

Martin Sosa Cameron dijo...

Miguel Ángel Páez fue uno de los grandes semipesados de la historia del boxeo argentino y sudamericano... También obtuvo (fue el primero) las tres coronas de los más grandotes de Argentina: Medio Pesado, Crucero (una categoría engendro, fuera de las ocho clásicas) y Pesado... Si su vida hubiera sido más ordenada, vaya a saber hasta dónde hubiera llegado...

Anónimo dijo...

¿Qué se ha hecho de él? ¿Sigue conectado al mundo del boxeo?